EL TURISMO

Desarrollo, transformación y controversia de un fenómeno social

El sector turístico en las dos primeras décadas del siglo XXI se desarrolla de forma dinámica y diversa; tiene profundas y complejas implicaciones económicas, sociológicas, culturales, legales, territoriales, o bien, medioambientales

Las previsiones y comportamientos de la actividad turística, tanto a nivel mundial como en los diferentes países y escenarios locales, tal es el caso de España, confirman que va a mantener e incluso incrementar su importancia actual, incidiendo en las economías, los fenómenos sociales, el urbanismo o las prácticas sociales, que provocan impactos cada vez más notables y evidentes en nuestros paisajes y territorios.

Queda por tanto justificado que una revista como Ábaco,atenta y sensible a cuestiones de hondo calado, dedique nuevamente un monográfico al mundo del turismo, una vez transcurrida una década desde el número anterior titulado “los otros turismos” (nº 54, 2007). En esta ocasión se ha pretendido ofrecer al lector una variada muestra de asuntos relacionados con el turismo en nuestra compleja sociedad, siendo su temática y enfoque multivariante, no sólo en lo que pueda afectar a zonas o lugares, sino también a los temas planteados que transversalmente incorporan estudios o análisis de distintas disciplinas de las ciencias sociales  en relación con los fenómenos turísticos.

Daniel Hiernaux-Nicolasofrece una panorámica general y crítica de la situación presente, poniendo de relieve cómo el turismo, coloso de la economía global, tiene sin embargo débiles cimientos. Nos hallamos ante un momento de cambio, y por tanto de gran trascendencia, y está por ver cómo se materializa finalmente, habida cuenta el gran número de agentes y de intereses en juego. Lo que sí parece claro es que el uso cada vez más generalizado de las tecnologías y la irrupción de nuevas prácticas turísticas son tanto retos como oportunidades que amenazan con alterar (ya veremos si para bien o para mal) el modelo que hasta ahora se ha venido desarrollando mayormente.

Tema candente y presente en este monográfico es el conocido en algunos ámbitos como “turismofobia”, analizado por Asunción Blanco-Romero, Macià Blázquez-Salom y Marc Morell, que pone de manifiesto la existencia de conflictos de diversa índole relacionados con la masificación turística y con determinadas formas de entender la práctica turística y también el territorio. El crecimiento turístico sin medida ni adecuada orientación ha dado lugar a una merma en la calidad de la experiencia turística, a un deterioro territorial y al sufrimiento de buena parte de la población local de destinos turísticos “de éxito” (que, de no controlarse y revertirse la situación, van a acabar “muriendo de éxito”). Los casos actuales en Barcelona, Madrid o Palma de Mallorca en España son paradigmáticos a ese respecto, si bien, en otros destinos tan conocidos como Venecia este fenómeno ha cobrado mayor fuerza y repercusión mediática.

Muchos habitantes de atractivas ciudades padecen de forma cotidiana situaciones que han llevado al hartazgo, el descontento, la crispación, la protesta, la lucha o la reivindicación, siendo frecuentes roces y protestas. En algunos casos los poderes públicos y agentes económicos implicados, intentan dar soluciones de reequilibrio territorial, lo que necesariamente conlleva poner coto de alguna forma a la saturación, al  hecho de que “todo vale por la pasta”.

Madrid es uno de los lugares que mayor crecimiento turístico ha experimentado en los últimos tiempos. Miguel Ángel Troitiño Vinuesa y Libertad Troitiño Torralba llevan a cabo un esclarecedor, crítico y documentado estudio que permite ahondar en la cuestión y entender sus características, consecuencias y problemáticas, poniendo la lupa en el área central de la capital de España, habitada por un millón de personas y donde se produce una gran concentración de recursos patrimoniales y turísticos. En ese área se desarrolla la mayor oferta cultural y de ocio, ubicándose la mayor parte de los alojamientos y establecimientos de restauración, ocio y comercio.  En conclusión tras su análisis queda claro la necesidad de control y regulación de la actividad turística expansiva y de la creación de políticas urbanas e instrumentos de planificación y gestión.

El proceso de globalización y de mercantilización de los centros urbanos ha supuesto, entre otras cosas, el arrinconamiento, cuando no la desaparición, de la mayor parte de las actividades artesanales, que antaño no sólo daban “sabor y colorido” a las ciudades, sino que suponían una reconocible y valiosa seña de identidad de cada lugar, contribuyendo a hacerlo único y singular, irrepetible, y dotando a la experiencia turística de un contenido cultural y genuino difícilmente superable.

En cada artesanía y en cada artesano se ponen de relieve bienes patrimoniales por excelencia, aunque no destaquen tanto como los palacios, las catedrales o los museos-, hacen que pervivan tradiciones generalmente seculares, dotando de esencia y alma a dichos lugares. La suplantación de “lo real” por “baratijas” producidas en serie y de manera industrial en otras partes del mundo, es un despropósito de caras y trágicas consecuencias, que habría que corregirse para evitar la vulgarización y banalización de la experiencia turística , que acarrea una pérdida patrimonial, cultural y de la propia identidad. La defensa, salvaguarda y apoyo de las artesanías y de los artesanos requiere de una mayor cooperación entre agentes (públicos y privados) y gentes locales. Las medidas y soluciones urge plantearlas a distintos niveles, sin olvidar un aspecto tan básico y crucial como la educación, en este sentido la autora Olga Tzatzadaki aborda estas cuestiones en este número para el sobresaliente caso de Venecia.

Por parte de Jorge Olcina Cantos, se trata el candente tema del cambio climático en relación con el turismo, centrándose en lo concerniente a España. La actividad turística en general, y sobre todo en nuestro país, es muy dependiente del clima, y como es lógico, el incremento generalizado de las temperaturas a escala planetaria, es un problema que mantiene ocupados a la comunidad científica y preocupados a casi todos los ecologistas. Ello va a afectar sin duda al turismo en España, que en sus tres cuartas partes sigue girando en torno el denominado turismo “de sol y playa” y concentrándose en los meses estivales. Urge pues, tomar medidas prontas y efectivas, así como extendidas y sostenidas, para tratar de paliar las consecuencias de dicho proceso de calentamiento climático, que no afectará de la misma manera, ni con la misma intensidad, a todas las regiones ni a todas las modalidades turísticas. Estas actuaciones deben ser objetivo prioritario en las agendas de las autoridades públicas. Hay muchos aspectos a tener en cuenta, como la adaptación de edificios y poblaciones a las nuevas características climáticas, o lo relativo al abastecimiento de agua y la prevención de riesgos naturales. Apliquemos el dicho de “más vale prevenir que curar”, para poner en práctica fórmulas que tengan siempre en cuenta la sostenibilidad, económica, social, ambiental y territorial.

El turismo de naturaleza, en ocasiones también denominado como “turismo ambiental”, “turismo ecológico”, “ecoturismo”, “turismo de vida silvestre” o “turismo verde”,  está interrelacionado con la “recreación al aire libre” o con el “turismo activo-deportivo en la naturaleza” y el “turismo de aventura”, todo ello  engloba distintas motivaciones y modos de entender y de llevar a cabo la experiencia turística, ya sea de forma pasiva y contemplativa, o en otros casos más activa. En muchas ocasiones los turistas llevan a cabo sus actividades en el interior de espacios naturales protegidos, cuya extensión, categoría, nomenclatura, valor, fragilidad, fama y atracción, capacidad de carga, protección, vigilancia y gestión es muy dispar. Por lo general faltan estudios y datos concretos que permitan hacer análisis en profundidad y establecer medidas y políticas. Alfonso Mulero y Manuel Riverologran con su texto, lleno de datos, matices, reflexiones y recomendaciones, arrojar luz y claridad al respecto.

El Camino de Santiago, la ruta de peregrinación por excelencia en Europa, y una de las más antiguas e importantes del mundo, ha estado íntimamente vinculado desde sus orígenes con cuestiones religiosas. No obstante, en los últimos tiempos la motivación religiosa, que sigue siendo esencial para muchos, sobre todo en años santos o jacobeos, es complementada, o directamente sustituida por la espiritualidad en sentido amplio. El Camino de Santiago se halla hoy en día vinculado con el turismo cultural y monumental, al igual que con el gastronómico, enológico y deportivo. Los millares de personas que lo recorren, total o parcialmente en alguna de sus variantes, subrayan que se trata de un viaje espiritual, experiencial, terapéutico, de introspección y desarrollo personal, de resolución de conflictos y sanación emocional; una cuestión compleja, que no por ello puede ser dada de lado, y que en la presente ocasión es analizada y reflexionada por Rubén C. Lois, Belén Castro y Lucrezia López.

Onofre Rullánse vale del análisis geohistórico y de la escala de detalle para poner de manifiesto cómo a lo largo del tiempo se han ido produciendo en Valldemossa y Deià dos municipios montañosos y emblemáticos de Mallorca- con ilustres visitas que han proporcionado una amplia repercusión publicitaria para la isla en general y para las mencionadas localidades en concreto, que no han hecho sino servir de poderosos elementos de atracción de nuevos visitantes de renombre y como altavoces y reclamos publicitarios del destino turístico. Ese “efecto llamada”, desarrollado en forma de cascada, ayuda a entender las características y singularidades de dichos lugares.

José Ignacio Fernández del Castro nos aporta un interesante trabajo que relaciona la filosofía con el placer de viajar estableciendo diversos asertos y respuestas a la pregunta de ¿cómo compatibilizar los flujos humanos asimétricos del presente con el mantenimiento de una etnodiversidad resistente a las tentaciones de aporofobia cultural?

En otro apartado se trata un aspecto de un turismo emergente: el relacionado con el patrimonio industrial y los paisajes culturales que lo informan. Miguel Ángel Álvarez Areces trata el estado actual y contexto de esta nueva forma de turismo cultural y de experiencias que gana cada día más adeptos en Europa y se ha extendido en el resto del mundo. A partir de la invitación al conocimiento de lugares y paisajes industriales declarados patrimonio mundial por Unesco en el curso de los últimos años o de la puesta en marcha de itinerarios y rutas por el patrimonio industrial, cuál es el caso de los ERIH en Europa y de numerosas rutas temáticas y productos turísticos que  necesitan un avance cualitativo en el fortalecimiento de receptivos, del desarrollo de un marketing de valores que consolide el paso de recurso a producto en términos de economía del turismo.

En la sección textos urgentes, Francisco González Buendía desarrolla desde un planteamiento jurídico en su artículo, un aspecto siempre actual y necesario que afecta transversalmente a diferentes temas tratados en este número dedicado al turismo, son las políticas de ordenamiento territorial, urbanísticas y ambientales, tan necesarias para  permitir estrategias sociales, económicas y de calidad de vida en nuestras ciudades y territorios.

En lo que afecta a la crónica y crítica de la cultura se da cuenta de dos importantes eventos relativos al turismo industrial en el País Vasco a cargo de Javier Puertas y del turismo sostenible que ha tenido en Conil de la Frontera un evento del que da cuenta Nacho F. Castro en su crónica, al igual que del aniversario del nacimiento del director de cine Pedro Lazaga,que recordamos y damos homenaje en este número especialmente por su película “El turismo, que gran invento” estrenada precisamente hace 50 años.

Los estudios contenidos en este número 98/ 2018, monográfico de la revista Ábaco, ponen de manifiesto, de forma palpable, tanto la diversidad, como el alcance económico y cultural, así como el interés del fenómeno social del turismo en estos tiempos; que, de una u otra forma, nos atañe y afecta a todos. Deseamos que los temas tratados sean de interés y utilidad para nuestros lectores.

Para comprar la revista, tanto en su versión impresa, como digital pueden hacerlo en nuestro site  www.cicees.com